¿Quieres tabaco o vela?.



Ella: “Tranquila, las brujerías duran ocho años. Luego se cae por su propia cuenta. A menos que la persona vuelva a removerlo”. Yo: Pero según mis cálculos llevo casi cinco años. ¿Tengo que esperar tres más?...

     Hace unos años conocí el problema de una conocida sobre su marido le montaba cachos. Era la segunda vez, pero con segundo hijo incluído. Esta vez –al parecer- era el definitivo. Ya no lo perdonaría. Su familia se estaba viniendo abajo. Entre el divorcio, su hija emborrachándose casi todos los días, el hijo menor ya no hacía caso, en fin, se estaba desboronando esa familia feliz que algún día fue…

Una amiga de ella le recomendó ir a una bruja (desconozco si era santera-palera-oloquesea) “Anda pa’ que te léan el tabaco’ le dijo. Ella no es muy creyente, pero fue. Era tanto el peo que no titubeó en ir. Hasta el sol de hoy se ha mantenido con ella. Actualmente sigue con su marido, su hija casi no sale y su hijo estudia dos carreras. ¿mal?

Yo viendo esa referencia y porque siempre me he dicho de ‘que vuelan vuelan’.  Un día fui. Estaba con su hija y la acompañé a la casa de esta ‘brujilda’. Aunque les soy sincera desconocía que iba a camino a casa de ella. Cuando llegamos veo que le están haciendo unos baños a una amiga de ella. Y yo: bien, ok. Pero también estaba mi conocida. Y me dice en forma de broma: ¿quieres chequearte? Y yo: ¿por qué no?. Ese día estaba allí por espontaneidades de la vida y no quería desaprovecharlo.

Luego de que terminara los baños de mi conocida, la hija y su amiga. Me dice: Vente, pues. ¿quieres tabaco o vela?. Yo como no soy muy amante del olor del tabaco decidí por vela o ‘la luz’ como le dicen por allí.  Me di cuenta que tiene pocos santos y otros que no parecían en una tablita. No sabría decirles quiénes eran. Yo desconozco mucho de ellos y para mí todos las vírgenes se parecen, fin. Prendió la vela. Estábamos en su sala-comedor. Como yo no tengo nada que ocultar le dije a mi conocida que me podía acompañar. Con tal, qué tanto podría decirme.

Rezó cosas, muy rápidas, no pude escuchar bien lo que decía. Pero sí le entendí cuando dijo mi nombre completo (que ya anteriormente yo le había dado). Comenzó a decirme nombres, descripciones de personas, yo no recordaba, momentos en los que yo he estado, los novios que he tenido: “Has tenido cuatro novios. Uno de ellos bajito, blanco, cabello lisito.” Y yo: Sí, yo sé quien es. ¿qué pasó con él?. Y seguía diciéndome cosas: “A ti te echaron una brujería con santos. Yo con santos no trabajo porque ellos matan animales y hay que ir a cementerios y eso no es lo mío. Esas personas que trabajan con eso mueren de cáncer. Pero aquí se ve clarito que te hicieron un trabajo. Pero tienes un protector arrechísimo que no deja que caigas en eso. Estabas con unos amigos en un sitio donde había como una playa, cerca una cancha. Tenías un sombrero. Te echaron algo en una bebida, pero no te hizo efecto porque tu tienes a alguien que te cuida. Te tomaron una foto en esa reunión y con esa foto, te hicieron la brujería”. Yo: (SORPRENDIDA). ¿pero cómo es la persona? ¿dame nombre, descríbe?. Ella: “Es una mujer, muy así, como foshuelearepa, trigueña. Ella te odia por el simple hecho de que le caes bien a todo el mundo. Ella también hizo ese trabajo para verte perraencelo, gordayfea, sin amigos”. Yo: (SORPRENDIDA). ¿pero qué hago? ¿cómo tumbo yo ese trabajo?. Ella: “Déjame consultar y recomendarte a otro porque yo no trabajo con eso”.

Y bueno, no es que yo quiera decirles: miren, recomiendo a esta bruja porque sabe y esas cosas. Yo respeto a cada quién y en sus creencias. Pero les aseguro, que todo esto que le estoy escribiendo en este momento ha pasado de verdad. Y puedo dar fe que desde ‘esa reunion’ yo estoy gorda, ya esos panas han desaparecido y bueh… lo demás se cuenta solo.

Yo siempre he creído de que hay ‘cierta’ verdad en eso de los fantasmas, porque sinó ¿cómo se explica de que hagan cuentos, películas y testimonios?.


Por otro lado, jamás me hubiese imaginado que una persona puede mandar hacer una brujería porque ‘les cae bien a todos’. ¡Por favor, qué infantil!. Yo jamás le he hecho mal a nadie para que me arruinen la vida así. Me la ha arruinado por casi cinco años. Qué arrecho… y de seguro esa caraja, delgada, casada y hasta con hijos. Porque sé quien es, pero los años de la vida que no la he vuelto a ver…

La verdad, le doy gracias a Dios que yo vengativa no soy. Pero de tener la oportunidad de ‘tumbareltrabajo’ no quisiera que se le devolviera el mal. Que el karma se encargue de su alma…

PD.: Es lamentable que yo no conozca un ‘santero’ y que no cuente con plata suficiente para hacerme el ‘despojo’ o ‘tumbatrabajo’. Porque ya quisiera de una vez vivir…



1 comentario:

  1. leíste bastante, sigo siendo el mismo pero ahora escribo en una agenda y tengo muchas pero muchas historias pero poco.. poco tiempo. Publico lo que puedo o lo que me dejan los ataques de bloguero.

    ResponderEliminar

- ATACA -